Iglesias de la provincia: Campanarios

Cada vez que visito una ciudad o pueblo del interior de la provincia de Bs. As. siento un especial interés por conocer las iglesias, los templos; me gusta ver en detalle el interior con sus altares, imágenes, vitrales y también descubrir las fachadas con relojes, campanarios, columnas… Hay infinidad de ellas, todas diferentes; algunas con la fachada de ladrillos, otras con la pintura desgastada por el paso del tiempo y muchas recién restauradas. Y, por supuesto, hay una enorme variedad de estilos: neoclásico, colonial, neorománico, entre otros. Esta serie muestra algunos campanarios de esas iglesias que, como siempre, están tan cerca de Buenos Aires…

Parroquia e Iglesia Catedral Nuestra Señora de la Merced, Chascomús

Parroquia Santa Clara de Asís, Domselaar

Templo Parroquial San Miguel Arcángel, San Miguel del Monte

Nuestra Señora de la Victoria Santuario de María Rosa Mística, La Plata

Iglesia Catedral de Quilmes, Parroquia de la Inmaculada Concepción, Quilmes

Iglesia Nuestra Señora  de Luján, Uribelarrea

Capilla San Carlos Borromeo, Carlos Keen

Parroquia Inmaculada Concepción, Tigre

Tal vez te interese visitar mi otro blog, Un Paseo por Buenos Aires…

Anuncios

Quilmes

Quilmes es la localidad cabecera del partido homónimo y se encuentra muy cerca de Buenos Aires… a menos de 25 km. de la capital, hacia el sudeste, sobre la costa del Río de la Plata. Sus orígenes nos llevan a la fundación de Buenos Aires, en 1580 por Juan de Garay, quien repartió las tierras, “suertes de estancias” sobre la costa, desde el Riachuelo llegando prácticamente a Magdalena. Su nombre se debe a los indios Kilmes. Esta ciudad tiene gran importancia histórica ya que la costa quilmeña, en el Siglo XIX, fue testigo privilegiado  de la presencia de tropas durante las Invasiones Inglesas y de la Batalla de Quilmes, librada por el Almirante Brown.

Cuando uno escucha hablar de ésta ciudad lo primero que piensa es en la Cervecería Quilmes, fundada en 1888 por el alemán Otto Bemberg, al lado de las vías del ferrocarril. Uno de los lugares más pintorescos es el Barrio “Villa Argentina” que se creó para alojar a empleados de la compañía cervecera. En 1925 se fundó la primera etapa del barrio Villa Argentina, en terrenos adquiridos por la empresa entre la fábrica y el parque cervecero.

Sigue leyendo